EN | ES

17 empresas del sector privado midieron voluntariamente su gestión de riesgo de corrupción

  • El nivel de avance de las empresas es calificado como satisfactorio, con una calificación promedio del 73%.
  • Se reconoce el esfuerzo de las empresas en la implementación de los sistemas de denuncia de hechos de corrupción, pero se deben plantear oportunidades de mejora en la implementación de lineamientos para la protección al denunciante, puesto que es un tema que hasta ahora se encuentra en desarrollo por parte de las empresas

Desde 2021, Transparencia por Colombia diseñó e implementó la Medición de Gestión Empresarial de Riesgos de Corrupción (MGERC). Esta herramienta no solo evalúa cómo estas empresas abordan la corrupción desde sus estructuras internas, sino también cómo se alinean con los estándares internacionales más rigurosos en la lucha contra este problema.

En el primer semestre de 2023, se extendió una invitación abierta a las empresas para unirse voluntariamente a esta evaluación; 17 empresas aceptaron este desafío, permitiendo a Transparencia por Colombia medir y valorar su progreso en la implementación de medidas internas que permitan contrarrestar la corrupción.

Estas empresas participantes son un conjunto diverso que abarca desde grandes corporaciones hasta medianas empresas, todas comprometidas con enfrentar los riesgos de corrupción y contribuir a un entorno empresarial más ético y transparente. A continuación, se relacionan las empresas participantes:

Empresas grandes:

  • Bavaria & Cía. S.C.A.
  • Caracol Televisión
  • Carvajal S.A
  • Compañía de Puertos Asociados -COMPAS S.A.
  • Compensar
  • Corona Industrial S.A.S.
  • Grupo Argos S.A.
  • Grupo Colpatria
  • Grupo Nutresa
  • Grupo Sura
  • Sodimac Homecenter
  • Telefónica Movistar Colombia

Empresas medianas:

  • Bodytech
  • Cementos San Marcos S.A.S. BIC
  • Russell Bedford DSA
  • Kaeser Compresores De Colombia S.A.S.
  • Siderúrgica del Occidente SIDOC – S.A.S.

Teniendo en cuenta los más altos principios y estándares internacionales, la normatividad en materia de lucha contra la corrupción la cual trasciende los requisitos de ley, así como buenas prácticas en gestión anticorrupción, se estableció la metodología que permitía establecer el nivel de avance en la gestión de riesgos de corrupción de las empresas con variables de evaluación distribuidas en 7 grandes categorías: 1. Gestión de relacionamiento, 2. Sistemas de reporte y denuncia de hechos de corrupción, 3. Gestión de proveedores y contratistas, 4. Disposición de información para grupos de interés, 5. Recursos humanos, 6. Gobierno corporativo, 7. Control de gestión.

Resultados

Las 12 grandes empresas obtuvieron una calificación promedio del 77%, indicando un nivel de avance satisfactorio. En el caso de las empresas medianas, las 5 participantes alcanzaron una calificación promedio del 64%, también demostrando un nivel de avance satisfactorio, lo cual refleja que las empresas han consolidado un avance importante en la prevención de riesgos, cumpliendo con los preceptos legales para la prevención, detección, control y reacción frente a los posibles riesgos de corrupción.

En relación a la metodología implementada para la socialización, evaluación, procesamiento de resultados y entregas finales a las empresas, así como los rangos de calificación y los casos de éxito que se destacaron en la medición, pueden consultarse la siguiente hoja de datos: hoja de datos 2024 MGERC.

Oportunidades de mejora y recomendaciones:

Cabe destacar que las empresas participantes han realizado avances en estas temáticas, por lo tanto, estas recomendaciones generales complementan las buenas prácticas adelantadas.

  • Patrocinios: Es importante establecer una posición clara en relación con los patrocinios, definiendo a quiénes se les otorgarán y los montos correspondientes. De la misma forma, se deben generar lineamientos específicos en cuanto a las contribuciones sociales para diferenciar los patrocinios de las donaciones, asegurando que cada uno sea gestionado de manera distinta.
  • Lobby: Invitamos a las empresas a desarrollar un conjunto de directrices que establezcan claramente su postura corporativa sobre el lobby o cabildeo. Actualmente, no se han definido acciones específicas en este ámbito. Estas directrices les brindarán la oportunidad de mejorar sus relaciones con entidades públicas de manera más eficaz y estructurada.
  • Protocolo de medidas de seguridad: Es fundamental asegurar la protección integral de quienes denuncien actos de corrupción mediante la implementación de un protocolo de medidas de seguridad. Este protocolo debe esclarecer el procedimiento específico dentro de las empresas y detallar los pasos a seguir para aquellos que deseen presentar una denuncia.
  • Canales de solicitud: También consideramos necesario verificar el funcionamiento de los canales de solicitud de información (transparencia pasiva) por parte de los ciudadanos hacia las empresas. Esto permitirá aplicar planes de mejora para lograr una mayor eficiencia y prontitud, asegurando que estos canales sean cada vez más efectivos para satisfacer las necesidades de los grupos de interés

“El esfuerzo de las 17 empresas en la Medición de Gestión Empresarial de Riesgos de Corrupción (MGERC) 2023 ha sido notable: lograron un promedio del 73%. Valoramos este progreso en la lucha contra la corrupción, los invitamos a continuar fortaleciendo la integridad empresarial con acciones concretas. En Transparencia por Colombia, alentamos a establecer directrices claras sobre lobby, proteger a quienes denuncian actos corruptos y mejorar los canales de información” Concluye Karina Cruz, directora de Iniciativas Empresariales y Sector Privado de Transparencia por Colombia.

Fuente: Transparencia por Colombia